28 febrero 2008

La Guerra por Ethan


Según cuenta la leyenda, hubo un famoso rey de Irlanda de la raza de los Tuathan Dé Dann, Eochaid Ollathair su nombre.

Ethan, hija de Etar creció con una belleza envidiable. Eochaid Ollathair, Rey de Irlanda, quien andaba buscando una buena mujer para casarse, se enamoró de ella nada más al verla. Se casó pues con ella y pasaron años juntos.
Eochaid tenía un hermano llamado Ailill. Sucedió que Aillil cayó enfermo y nadie sabía la causa de sus males. Él mismo le confesaría después a Etain que la causa era su amor por ella y la convenció de que si no llegaban a consumar ese amor él moriría.

Etain se citó con Ailill para amarse pero éste no llega a la cita. Quien llega es Midir el Orgulloso, quien le dice que él había hechizado a Aillil para poder citarse en ese sitio con ella. El le pide que se fuera con él a la Tierra de la Juventud, pues ya Fuamnach había muerto.
Etain no entendía nada, así que Midir le explicó todo su pasado. Poco después se fueron los dos esposos inmortales.

Eochaid se enfadó mucho al saber de la fuga de su esposa, y fue donde un famoso druida quien le informó donde estaba el palacio de Midir. Eochaid y su ejército fue a buscarla a la Tierra de la Juventud y encontró fuerte resistencia por parte de la gente de Midir, pero al final quedaron acorralados y Midir tuvo que ceder y le dijo a Eochaid que se la entregaría. Entonces, ante los ojos de Eochaid y desfilaron 50 doncellas tan igual de bellas como Ethan.

-Escoge a tu verdadera esposa -dijo Midir-.

Se dice que Ethan le hizo una señal y así pudo él acertar la escogencia. Ethan volvió a vivir con Eochaid y le dio una hija a quien llamaron también Ethan.


___________________

1 comentario:

Raquel Fernández dijo...

Bellísimo blog.
Felicitaciones.