11 febrero 2006

La leyenda de las cataratas del Iguazú


Cuenta la leyenda que hace muchos años, habitaba el río Iguazú, una enorme y monstruosa serpiente cuyo nombre era Boi. Los indígenas guaraníes debían una vez por año sacrificar una bella doncella y entregársela a Boi, arrojándola al río.
Para esta ceremonia se invitaba a todas las tribus guaraníes, aún a las que vivían más alejadas. Fue así que un año llego al frente de su tribu, un joven cacique cuyo nombre era Tarobá; el cual al conocer a la bella doncella india, que ese año estaba consagrada al sacrificio y cuyo nombre era Naipí, se reveló contra los ancianos de la tribu y en vano intentó convencerlos que no sacrificaran a Naipí.Para salvarla sólo pensó en raptarla y la noche anterior al sacrificio cargó a Naipí en su canoa e intentó escapar por el río. Pero Boi que se había enterado de esto, se puso furiosa y su furia fue tal que encorvando su lomo partió el curso del río formando las cataratas, atrapó a Tarobá y a Naipí.
A él lo transformo en los árboles que hoy podemos ver en la parte superior de las cataratas y a la cabellera de la bella Naipí en la caída de las mismas.
Luego se sumergió en la Garganta del Diablo, y desde ahí vigila que los amantes no vuelvan a unirse... pero, sin embargo, en días de pleno sol, el arco iris supera el poder de Boi y los une...


(leyenda Guaraní)


___________________

7 comentarios:

Pagana dijo...

Hace algunos años estuve en las cataratas del Iguazú y volví a Uruguay diciendo que nadie debería morir sin conocerlas...
Mientras buscaba la foto para esta leyenda recordé esa impresionante sensación de pequeñez que sentí al contemplar aquella interminable masa de agua cayendo implacable a escasos metros de mi alma... Entonces me volví a decir, nadie debería morir sin sentirlas.
Saludos con mucho cariño.

Miss X dijo...

Linda leyenda... Los temas románticos me van mucho estos días, todos mis amigos están en lo mismo, jeje.
Una cosa que quería comentar desde hace tiempo, pero siempre se me olvidaba, es que me encanta la mariposita que vuela por la página. Es muy tierna.
Saludos!

Kanaima dijo...

Linda leyenda, llevo tiempo mirando mitos guaraníes y son hermosos.

Pagana dijo...

Miss querída! Que alegría leerte tan pronto. A veces me pregunto cuando nos vas a dar el gusto de conocer un poco más de ti... Me gustaría mucho ver el Blog de Miss X.
Kanaima, sabes? una leyenda Guaraní fue la primer leyenda que yo publique aquí, la "leyenda de la yerba mate"... A veces me da pena que no la halla leído nadie. Es una leyenda muy especial para mi. Si bien los Uruguayos no tenemos mucho que ver con los guaraníes, su cultura fue tan fuerte que hizo mella en mi tierra.
Saludos, gracias por pasar por Leyendas Paganas.

Isa dijo...

Qué linda historia. Noto que prevalece esa especie de tragedia en nuestras leyendas americanas: la circunstancias que separan el amor puro de los jóvenes que a pesar de todo logran quedar siempre juntos convertidos en sol, en agua, en volcanes, en ríos, en árboles...

Kanaima dijo...

Me picaste la curiosida y tuve que ir a leer la leyenda de la hierba mate. La conocía de hacía poco, y me gusto mucho.
Algún día con algo de tiempo te regalaré la leyenda de Kanaima. Un saludo desde el antiguo reino de Tartessos (Andalucía).

Belkys dijo...

Vengo del blog de Kanaima. Me apasionan las leyendas...y cuando hace dos años visité las Cataratas del Iguazú, ya conocía la historia...me la había contado un guaraní....en el sitio empequeñecí ante tanta belleza, la majestuosidad del Iguazú me atrapó para siempre y soy una de las afortunadas que allí pudo ver el arcoiris en una bella mañana. Lindo blog. Un saludo.